Belén Barroso Menu

Relatos cortos

Permalink:

Carta a la juez

– Señoría, usted me dijo que escribiera una carta dando mi versión y mis puntos para que el divorcio se haga efectivo y para que se me dé lo que pido. Pues la escribí.

“¿En que momento del amor se pierde dicha palabra? ¿Quién se olvida de darle cuerda? Mi matrimonio no empezó el 8 de Agosto de 1988 en la Iglesia de Gavá, empezó el mismo día en que él, Pepe, decidió hacerme la mujer mas feliz de todo el mundo. Lo conocí cuando tenía 15 años. Me vio, un 3 de abril, en la plaza del pueblo, sentada en uno de los bancos, mirando las palomas, se acercó a mi y me dijo, con voz firme y sin miedo – Tú serás mía y yo tuyo, pero no en posesión, si no en alma y amor- , le miré sonriendo, me miro, sonrió y se marchó. Con 15 años te enamoras enseguida y de cualquiera, y mientras todas mis amigas se enamoraban de actores famosos o de profesores de escuela yo me enamoré de él. Y no fue imposible. Fue mio. Tres años después estábamos  buscando nuestra casa de los sueños. Cómo él tenía 7 años mas que yo y tenía mas dinero ahorrado y un mejor trabajo, él compró la casa, y los dos la llenamos de armonía y amor. No tardamos en casarnos. Y mientras que mis amigas después del matrimonio iban perdiendo la fantasía y el entusiasmo que tenían cuando estaban de noviazgo, nosotros seguíamos igual de enamorados que siempre. Cada día era un juego diferente, una mirada diferente, un regalo diferente. Me colmaba de piropos y sonrisas a todas horas. Y la llama se apagó. Una mañana desperté y ya nada fue lo mismo. Le miré y se lo noté en la mirada. Le llamaron por el movil. Mientras hablaba vi un brillo en sus ojos que reconocía. Una mirada que antes era mía. Simplemente le dije que no dejara escapar esa mirada. Se marchó. Estuvo cerca de dos semanas fuera. Yo seguí en la casa que aún guardaba nuestra esencia. Volvió para pedirme perdón y decirme que jamás me olvidaría. Ahora con el divorcio él pide la casa para construir su nuevo amor. La casa ya tiene un amor, ahora imposible. Mis amigas jamás se rindieron con su amor imposible. Yo tampoco. Quiero seguir en está casa, porque yo aún le amo y quiero seguir sintiendo su calor en ella.”

La sala quedó en silencio unos segundos. No hicieron falta mas declaraciones. Carmen sigue viviendo en una casa que nunca verá un nuevo amor, pues sus corazones siguen ocupados.

Relato de elabismo.es

  • Thanks for leaving a comment, please keep it clean. HTML allowed is strong, code and a href.

    Comment moderation is enabled, no need to resubmit any comments posted.

Permalink:

Lo ideal sería no quererte

“Lo ideal sería no quererte. No diré que prefiero no haberte conocido, ni no haberte besado. Simplemente no quererte. Sí, porque así me ahorro muchas cosas. Tener que decir te quiero es una de ellas. Se hace extremadamente pesado tener que decirlo a cada poco tiempo. No tendría que estar todo el día pendiente de si te pasa algo, preocupandome. Pues con el amor, la sobreprotección se hace inevitable. Quisiera no quererte para no sufrir  si te veo llorar, o si te pones nerviosa porque algo no te sale. Quererte me molesta. Me hace perder el tiempo en ti. Y aunque te quiero sin querer quererte, te digo que voy a no quererte. Me iré. Lejos. Y no sé si volveré. Tú puedes esperar a que vuelva alguien a quien le molestas, que te quiere pero no quiere hacerlo, o puedes empezar de nuevo con alguien que te quiera y no le importe quererte. Olvidame porque te quiero, pero no quiero hacerlo.”

Y después de leer esto, Marta, sentada en la sillita del balcón de su casa, se encendió un cigarrillo, inhalo humo con los ojos cerrados y mientras el humo salía de su boca, su cuerpo caía.

A los dos días Pedro volvió a por ella, no podía dejar de quererla y se encontró en su lugar una esquela “Tus amigos y familiares Te quieren”. Se marchó y esta vez, no volvió nunca.

  • Gandalf (David)

    Impresionante, aunque deberías avisar de estos finales, porque para los que tenemos la lágrima facil… Al principio me ha parecido una perfecta descripción de lo que es el amor, aunque no me gustaba eso de no querer sentir todo eso que a mí me parece tan bonito sentir por alguién. Presentía que acabaría no resistiéndose a sentir eso, pero no me esperaba que de esa forma… Y el final, bueno, el final ya lo he contado al principio…. Aún así, y como siempre, merece y mucho la pena ver o leer cualquier cosa que venga de tí.
    Un Beso.

  • Belén Barroso Carreño

    Pero que halagador que eres jejeje. Me gustan los dramas porque son como la vida misma. Escribiendo dramas me preparo para ellos en la vida…
    Gracias por comentar, me hacen mucha ilusión de verdad 🙂

  • Thanks for leaving a comment, please keep it clean. HTML allowed is strong, code and a href.

    Comment moderation is enabled, no need to resubmit any comments posted.

Permalink:

Los celos y las mentiras van cogidos de la mano

Los celos, los malditos celos existen porque existen las mentiras. Si la gente no mintiera no tendríamos la duda y sin la duda no habría temor a la mentira y los celos, que normalmente son del tipo (Y si…) no estarían.

Pero no, la gente se ha empeñado hacer de su vida un cuento o aveces un poema. En contestar preguntas con falsedades y lo peor, es que todo esto lo hacemos sin tener ni puñetera idea de que lo hacemos fatal. Si supiéramos mentir nadie se enteraría de que existe una mentira.

Maldita sea.

– Cariño, ¿dónde vas a estar horas? – Le pregunto él a ella.

– A la peluquería cielo.

Pero, ella es tan mala mentirosa que cuando llega a casa, pensando que él no se daría cuenta, aparece con el mismo peinado con el que se fue. Y al llegar a casa, a demás, se mete en la ducha.  Y a él no le queda mas que callarse, porque sin pruebas no tiene nada que hacer con una mentirosa. Podría ser algo como:

– Cariño, no has estado en la peluquería.

– ¿Como que no? ¿Que pasa, que no notas el cambio en mi pelo y por eso dices eso? Estoy harta de tus dudas hacia mi. – Contesta ella aparentando enfado.

– No es eso cariño, pero…

– ¿Pero que?

– Nada que estás muy guapa. – Le dice él ya sin saber que mas decir.

Y así todos los días. Mentiras y mas mentiras. Y algunos impotentes al saberlo pues aunque los que mienten se lo monten mal, no hay pruebas evidentes.

Luego también está el hecho de que si alguien te miente una sola vez, ya nunca mas vas a poder creerle al cien por cien.

¿No quieres que dude de ti? Pues no mientas.

Si es que, los celos y las mentiras van cogidos de la mano.  Y los que mienten no entienden que si se pararan a decir la verdad, TODO, iría mucho mejor.

Chicas, chicos, amigos, amigas, parejas, amores, amantes, profesores, trabajadores, hackers, familia … todos los que alguna vez hayáis mentido. Dejadlo ya, intentad confiar en alguien, y decid la verdad de una maldita vez.

MÚSICA:

Fangoria- Todo es mentira

Manuel Carrasco- Mienteme

  • Thanks for leaving a comment, please keep it clean. HTML allowed is strong, code and a href.

    Comment moderation is enabled, no need to resubmit any comments posted.